JEAN-BAPTISTE COROT. "Jeune femme étendue sur l’herbe". Óleo sobre lienzo. JEAN-BAPTISTE COROT. "Jeune femme étendue sur l’herbe". Óleo sobre lienzo.

Jean-Baptiste Corot sigue siendo el mejor pintor de la Escuela de Barbizon, fue más allá de una abundante actividad artística, su generosidad y sus obras filantrópicas, contribuyeron a darle un lugar especial en el mundo del arte.

JEAN-BAPTISTE COROT. "Honfleur, Maisons Sur Les Quais". Óleo sobre lienzo (c. 1830). JEAN-BAPTISTE COROT. "Honfleur, Maisons Sur Les Quais". Óleo sobre lienzo (c. 1830).

La naturaleza ha sido el hilo conductor, y multicolor, de la obra de Jean-Baptiste Camille Corot a lo largo de su carrera, marcado por la cultura clásica y los numerosos viajes o largas estancias en el extranjero, especialmente en Italia. Fue en la última parte de su vida, desde 1850 en adelante que, a través de la observación extraordinaria de los paisajes y su investigación sobre la luz, que el artista pudo ascender al rango de los grandes maestros de su tiempo.

Hermoso lino

JEAN-BAPTISTE COROT. "Souvenir de la Villa Borghese". Óleo sobre lienzo (c. 1855). JEAN-BAPTISTE COROT. "Souvenir de la Villa Borghese". Óleo sobre lienzo (c. 1855).

Jean-Baptiste Camille Corot nació el 16 de julio de 1796, en la Rue du Bac de París. Su padre, oriundo de Borgoña, es un fabricante de cortinas y dirige una Boutique de moda con su esposa, de origen suizo, que es muy popular en la capital francesa. La familia de Jean-Baptiste, se compone de otras dos hermanas que completan este linaje de comerciantes adinerados que viven encima de su almacén.

Después de pasar los años de la escuela secundaria entre París y Rouen, Jean-Baptiste no destaca en sus estudios y pronto empieza a trabajar en el comercio de ropa de cama de su padre, aunque resulta ser muy mal vendedor.

JEAN-BAPTISTE COROT. "Juive d'Alger". Óleo sobre lienzo (c. 1870). JEAN-BAPTISTE COROT. "Juive d'Alger". Óleo sobre lienzo (c. 1870).

La familia decide pagarle los estudios artísticos y por las noches, dibuja en la Académie de Charles Suisse, Quai des Orfèvres, una actividad que se ajustaba más a sus deseos y que lo llevó a rechazar el negocio que su padre propuso entregarle a principios de la década de 1820.

Gracias a las 1.500 libras recibidas por año, en 1822 alquila un estudio en Quai Voltaire, que se convertiría en su taller, mientras aprendía dibujo y pintura con el pintor Achille-Etna Michallon, ganador del Premio de Roma en 1817, y tras su temprana muerte, Corot seguirá su aprendizaje con Jean-Victor Bertin.

Los beneficios del aire libre

JEAN-BAPTISTE COROT. "Le Batelier Passant Derrière Les Arbres De La Rive". Óleo sobre lienzo (1865-70). JEAN-BAPTISTE COROT. "Le Batelier Passant Derrière Les Arbres De La Rive". Óleo sobre lienzo (1865-70).

Al igual que haría Michallon y Bertin, Corot emuló a Pierre-Henri de Valenciennes, y se lanzó a pintar al aire libre, particularmente en el Bosque de Fontainebleau, promoviendo así la creación de lo que más tarde se llamaría Escuela de Barbizon.

Entre 1825 y 1828, Jean-Baptiste Corot perfeccionó su cultura clásica en Italia, durante largas estancias en Roma, Nápoles y Venecia. También viaja a través de Francia en busca de paisajes, desde Normandía hasta Provenza, a través de Bretaña, Morvan y Auvernia. Realizó numerosos estudios sobre la vida, el paisaje y la arquitectura que luego trasladó a su estudio, aunque lo tardó en exhibir.

Napoleón III

JEAN-BAPTISTE COROT. "Agar dans le Désert". (1835). JEAN-BAPTISTE COROT. "Agar dans le Désert". (1835).

Las dos primeras pinturas que presentó en 1827 en el Salón de pintura y escultura pasaron casi inadvertidas, y no fue hasta 1835, particularmente con "Agar dans le Désert", una composición que ilustra un episodio de Génesis, que atrajo la atención del público y a los críticos.

En los años sucesivos, expone regularmente en el Salón, donde sus pinturas son variadas. Los modernos reprochaban su clasicismo, los clásicos consideraban que sus obras eran demasiado "realistas" y en cuestión de temas religiosos o mitológicos, se tomaba demasiadas libertades. Pero Corot se mantuvo en sus trece, ganando una serie de premios y ganando la admiración de sus contemporáneos, como Baudelaire quien lo elogió y en 1848, incluso se convirtió en miembro del jurado del Salón, unos dos años después de haber sido nombrado caballero de la legión de honor.

JEAN-BAPTISTE COROT. "Étretat - Un Moulin À Vent". Óleo sobre tabla (c. 1855-65). JEAN-BAPTISTE COROT. "Étretat - Un Moulin À Vent". Óleo sobre tabla (c. 1855-65).

En 1855, participó con seis obras en la Exposición Universal de París, una de las cuales fue adquirida por Napoleón III. Las ventas se sucedieron y la popularidad de este artista creció, aunque su estilo estaba cambiando significativamente; libre de las restricciones académicas y la preocupación por el realismo tan perseguido por la Escuela de Barbizon, que sin embargo había hecho su marca.

Recuerdos

JEAN-BAPTISTE COROT. "Souvenir de Mortefontaine". (1864). JEAN-BAPTISTE COROT. "Souvenir de Mortefontaine". (1864).

Jean-Baptiste Corot usó sus recuerdos y reminiscencias, para crear mundos imaginarios. Paisajes enclavados en una especie de niebla virginal, que al poeta Théophile Gautier o Claude Monet servirían de inspiración. "Souvenir de Mortefontaine", un óleo pintado en 1864, está considerado su obra maestra, es el resultado de esta sublimación de la memoria.

JEAN-BAPTISTE COROT. "Souvenir d'Italie. Paysanne ramassant du bois". Óleo sobre lienzo. JEAN-BAPTISTE COROT. "Souvenir d'Italie. Paysanne ramassant du bois". Óleo sobre lienzo.

Durante este período, hizo muchos retratos. El éxito comercial de la burguesía en la segunda mitad del siglo XIX alentó a los falsificadores a imitar su estilo, hasta el punto que se estima que en la actualidad hay tres o cuatro veces más falsos Corot en circulación que pinturas auténticas firmadas por el pintor, aunque pintaría más de 3.000 de ellas.

Jean-Baptiste Corot: el filántropo

JEAN-BAPTISTE COROT. "Saint-Quentin-Des-Prés (Oise), Près Gournay-en-Bray". Óleo sobre lienzo. JEAN-BAPTISTE COROT. "Saint-Quentin-Des-Prés (Oise), Près Gournay-en-Bray". Óleo sobre lienzo.

Jean-Baptiste Corot se hizo muy rico y en los últimos años de su vida realizó varias obras de caridad en beneficio de los pobres de París, pero también para sus amigos artistas o sus familias. En 1872, compró una casa en Valmondois, en Valle del Oise, para Honoré Daumier, ciego y sin recursos. Tres años más tarde, le daría a la viuda de Jean-François Millet una gran suma de dinero para la educación de sus hijos.

Afectado por un cáncer de estómago, Corot murió el 22 de febrero de 1875 en París y está enterrado en el Cementerio de Père-Lachaise. A través de su neoclasicismo onírico, ayudó a mover las líneas académicas de los movimientos de vanguardia que marcarían el final del siglo XX. La obra más cara de Jean-Baptiste Camille Corot vendida en una subasta es "Vue du Quai des Esclavons" fue realizada en 1845 en Venecia y que fue vendida por Christie's en mayo del 2018 por 7.900.000 €.

Encuentra toda la obra de Jean-Baptiste Camille Corot disponible en el buscador de Barnebys.

Artículo escrito por Ana Isabel Escriche del equipo editorial Barnebys España.